2 de julio de 2009

Sevilla

Localizada en el Alcázar la más antigua huella de ocupación humana de Sevilla

http://www.abcdesevilla.es/20090702/sevilla-sevilla/localizada-alcazar-antigua-huella-20090702.html

Gracias a un fondo de cabaña con restos de lo que pudiera ser una cocina excavada en el terreno natural con varios niveles de uso, a cinco metros de profundidad, utilizada durante la primera mitad del siglo VIII antes de Cristo, se ha identificado el más antiguo vestigio de ocupación humana de la capital andaluza.
El hallazgo ha sido descubierto en las excavaciones arqueológicas en el Patio de Banderas de los Reales Alcázares de Sevilla y corresponde al ocaso de la Edad del Bronce.
El alcaide de los Reales Alcázares, Antonio Rodríguez Galindo, el conservador del monumento palaciego, Antonio Balón, y el arqueólogo director del conjunto, Miguel Ángel Tabales, informaron ayer sobre los avances de los yacimientos iniciados en febrero con la apertura de un primer sondeo en el sector septentrional del área de albero del Patio de Banderas, donde en 1976 el arqueológo Manuel Bendala Galán descubrió unos restos arquitectónicos de época medieval atribuidos a una basílica paleocristiana.
El equipo de arqueólogos ha sacado a la luz toda una secuencia estratigráfica que prueba la «ocupación» del enclave del Patio de Banderas desde el siglo VIII antes de Cristo, de cuyo periodo se ha rescatado un fondo de cabaña con vestigios de un horno o una cocina como más antigua huella de la presencia humana en la ciudad, hasta el siglo XI ya con el dominio musulmán en pleno apogeo. A tan sólo dos meses de la finalización de las excavaciones, el alcaide aseguró que «vamos a seguir investigando lo que nos queda para la valoración definitiva, ahora hay yacimientos de suma importancia. Aconsejarían seguir investigando pero será en septiembre cuando se decida».
Gran edificio romano
Este no ha sido el único hallazgo representativo encontrado sino que, posterior a esta fase, el equipo de arqueólogos ha localizado muros correspondientes a un antiguo edificio romano fechado provisionalmente durante el siglo I antes de Cristo. Se trata de una estructura «de gran potencia» dado la envergadura de sus sillares y cuyos alzados, levantados hasta tres metros, fueron edificados con la técnica púnica del «Opus africanus». Para Tabales este edificio puede estar relacionado con el puerto fluvial de la antigua Hispalis, que fue restructurado a finales del siglo I o principios del II después de Cristo a base de muros de ladrillos elevados desde una parte de la construcción original. Aunque en el siglo IV después de Cristo este edificio fue destruido para levantar un nuevo complejos cuyos vestigios han rescatado estas nuevas excavaciones y que, según el arqueólogo Miguel Ángel Tabales, podría estar relacionado con las estructuras del baptisterio paleocristiano excavado en 1976 por Manuel Bendala.
Nuevas construcciones
Este último edificio nuevamente fue destruido a inicios del siglo V, tal vez como fruto del saqueo de la ciudad por los vándalos en 426. A esta época pertenece «un pequeño tesoro de 30 monedas y un crismón» atribuido al obispo Marciano, según aseguró Rodríguez. Años después sobre las ruinas de este edificio se construyó otro nuevo de ladrillos, quizás visigótico, con contrafuertes en el exterior y un estribo aislado en el interior que reflejan el desarrollo de algún tipo de abovedamiento que podría tener alguna justificación religiosa, posiblemente corresponda a la iglesia de San Vicente. Y finalmente, en el siglo XI, tras siglos de ocupación mozárabe, se destruyó el posible complejo religioso.
Rodríguez, Balón y Tabales barajaron la posibilidad de proteger los restos a través de una cripta arqueológica que pudiera recibir visitas. El alcaide comentó que «la plaza quedará intacta, es decir, la fisionomía de la plaza no cambiará en el supuesto que se hiciera la cripta. Por lo tanto, el aspecto exterior será el mismo si es que se decide hacer una cripta visitable, aunque la decisión no está tomada aún ni está descartada». Tabales se mostró totalmente de acuerdo con la idea de instalar un cripta, que inicialmente sólo albergaría visitas reservadas, porque los restos «merecen la pena».

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada