21 de marzo de 2009

Marbella - Malaga

Declarado BIC el yacimiento de Cerro Colorao, en Benahavís y Marbella

http://www.adn.es/local/malaga/20090321/NWS-0292-BIC-Benahavis-Declarado-Marbella-Colorao.html

El yacimiento de Cerro Colorao, en los términos municipales de Benahavís y Marbella (Málaga), ha sido inscrito como Bien de Interés Cultural (BIC), con la tipología de zona arqueológica, en el Catálogo General del Patrimonio Histórico Andaluz.

Este yacimiento presenta una secuencia cronológica que se inicia en el siglo IV antes de Cristo, dentro de un ámbito mastieno, y pasa posteriormente a identificarse como ciudad púnica y por último romana, han informado a Efe fuentes de la Delegación de la Consejería de Cultura en Málaga.

En la zona se han excavado una serie de estructuras domésticas que se corresponden con las distintas etapas de ocupación registradas, y el asentamiento tiene carácter defensivo, ya que se encuentra amurallado.

El potencial científico del yacimiento es "trascendental" para la investigación de diversos campos como las transformaciones sufridas por las ciudades incluidas en el ámbito cartaginés a lo largo de las guerras púnicas o la génesis de la romanización en el ámbito oriental del Estrecho de Gibraltar.

En la segunda mitad del siglo III antes de Cristo se produjo una reestructuración total del poblado mediante un elemento arquitectónico que condiciona su fisonomía urbanística.

En concreto, se han conseguido exhumar los cimientos y parte del alzado de una muralla que delimitó el poblado en época púnica, así como una de las entradas y los restos de un pequeño torreón.

Además, en uno de los sondeos realizados se ha detectado un muro, de menores proporciones pero de similar factura, que discurre en paralelo a la muralla y que conforma un pasillo con ésta.

Entre los hallazgos, el único ejemplo de uso claro doméstico se corresponde con una habitación cuadrangular de un edificio que cuenta con un suelo de tierra apisonada y un hogar.

También se han detectado muros de contención o bancales que servirían de contrafuertes a las estructuras domésticas en la ladera Sur.

La gran remodelación que sufrió la ciudad con la construcción de la muralla, que rompió estructuras mastienas, conllevó un cambio de población, en relación probablemente con la llegada de nuevos contingentes, unido a las necesidades impuestas por la presión romana tras la derrota sufrida en la Primera Guerra Púnica y los siguientes conflictos.

Estos hechos hicieron que el asentamiento se fortificara y adquiriera un carácter fuertemente africano por el modelo de sus estructuras defensivas, por lo que la fecha de la construcción de la muralla debe enmarcarse en estos momentos que van del año 240 al 237 antes de Cristo.

Inmediatamente tras la conquista romana del asentamiento en el año 206 antes de Cristo, el poblado sufrió una nueva remodelación urbanística, en la cual se transformaron los ejes de la ciudad, y de este período el material cerámico más frecuente son las ánforas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada